Hace pocas semanas os explicamos el funcionamiento y el sistema de los contenedores soterrados de carga trasera BL. En esta ocasión, os vamos a explicar una cuestión muy importante, el manual de uso de este tipo de contenedores. 

Es importante empezar por la definición de los contenedores soterrados de carga trasera BL: conjunto que contiene una plataforma para 2, 3 y 4 contenedores. Además, es un sistema que se mimetiza con el área urbana, reduciendo el impacto visual que pueden producir los contenedores de RSU.

Manual de uso contenedores soterrados BL

Los contenedores soterrados BL contienen un sistema de plataforma elevadora de impulsión hidráulica soterrada, para el almacén de 2, 3 o 4 contenedores de hasta 1300 litros (descarga camión trasera). Todo el sistema está montado sobre una arqueta de hormigón armado.

Es un sistema de plataforma hidráulica que se eleva por medio de dos pistones y una tijera estabilizadora. En su parte superior cuenta con unos buzones, que es por donde se introducen los diferentes residuos. A su vez, este sistema puede ser alimentado hidráulicamente de dos maneras diferentes por medio del mismo camión que efectúa la recogida: Por un lado, accionamiento a camión, o por medio de una central electro-hidráulica, accionamiento por central.

En el accionamiento por camión, el suministro hidráulico para el funcionamiento del equipo lo realiza el propio camión. Este suministro se realiza por medio de un enchufe rápido hembra acoplado a una manguera hidráulica. A su vez, proviene de un enrrollador instalado en el propio camión de recogida del residuo. Posteriormente, se manipula con un distribuidor hidráulico ubicado junto al enrrollador. Por último, se conecta la citada manguera en una boquilla macho ubicada en la parte superior de la tapa en una caja de conexión.

En el accionamiento por central, es esta la que aporta el suministro hidráulico necesario para la elevación automática. Las maniobras de subida y bajada se realizan a través de un mando a distancia. Posteriormente, una vez subido el equipo, los contenedores ubicados en su interior se encuentran al nivel de la acera para poder sacarlos del interior. Después, se procede a su descarga. Por último, una vez vacíos se vuelven a colocar en su posición original y se baja el equipo.